Saltar al contenido

¿Qué muebles de jardín elegir?

Aunque decorar tu jardín pueda parecer una tarea agradable e incluso emocionante, no siempre es fácil. El mero hecho de tener que cuidar de las plantas ya requiere tiempo y trabajo. Además, hay que elegir muebles y complementos. Los muebles son uno de los elementos principales de un jardín bonito. ¿En qué aspectos principales te debes fijar al comprarlos? ¿Qué muebles de jardín elegir? 

Uso de los muebles de jardín

Antes de comprar muebles para el jardín, plantéate qué es lo que realmente necesitas. En las tiendas hay un mundo donde elegir, pero no conviene abarrotar tu espacio de descanso con elementos aleatorios. Por lo tanto, debes analizar tus necesidades y elegir los muebles que verdaderamente vayas a utilizar. Mucha gente compra kits completos compuestos por asientos largos  y cómodos y mesas estilosas. Esta opción es una solución maravillosa si planeas organizar comidas familiares al aire libre, fiestas nocturnas o reuniones con amigos. Por otro lado, hay gente que prefiere organizar su terreno de forma más modesta y les basta con una pequeña mesa de café y dos sillas. Muchos propietarios de jardines equipan su finca con hamacas cómodas, pufs, bancos o sillas colgantes, que últimamente están muy de moda. Así pues, antes de comprar nada, piénsate bien si las opciones que manejas van a ser útiles, prácticas y funcionales.

Material

Los muebles de jardín son artículos que no se compran demasiado a menudo, así que conviene elegirlos con cabeza para que duren muchos años. Por lo tanto, debes fijarte en aspectos como la fabricación del producto, y comprobar que sea lo suficientemente resistente. Recuerda que los muebles de jardín tienen parámetros específicos, así que deberás analizar cada modelo fijándote en aspectos diferentes que si fueran muebles de casa. En primer lugar, los muebles que se coloquen en el exterior están expuestos a la intemperie, a la humedad, el sol, el viento, el granizo y los cambios de temperatura. El ratán y el mimbre aguantan bien este tipo de factores. Además, encajan de lujo en ese ambiente de jardín. La madera y el metal son materiales igual de resistentes. Ten cuidado a la hora de comprar muebles de jardín con elementos de plástico. Este material no es resistente al sol abrasador, puede perder color, deformarse y calentarse demasiado.

Posibilidades económicas y compra de muebles

La organización del jardín no solo absorbe tiempo, sino también dinero. Por lo tanto, es normal que uno de los criterios principales para comprar este material sea el precio. El coste de los muebles de jardín es muy variado, pero no nos engañemos: merece la pena pagar un poco más para obtener material de buena calidad. En este caso, la austeridad excesiva puede tener consecuencias negativas, ya que los muebles baratos y de baja calidad se deterioran rápidamente, lo que limita su funcionalidad y estropea la estética de tu jardín. Por lo tanto, en vez de ir cambiando de muebles cada poco tiempo, mejor invierte en material que puedas disfrutar durante años y años. Si la compra se te sale de presupuesto, siempre puedes comprar a plazos. Otra opción que sirve para comprar muebles de jardín es un pequeño crédito. Un préstamo de 1000 euros en Credito si debería bastar para decorar el jardín de tu casa.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Contiene enlaces a sitios web de terceros con políticas de privacidad ajenas que podrás aceptar o no cuando accedas a ellos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Configurar y más información
Privacidad