Saltar al contenido

Traducciones juradas: un servicio clave que debes tener muy presente

Vivimos en una era transversalmente marcada por la globalización. Desde que internet llegó a nuestras vidas, las fronteras internacionales poco a poco se fueron difuminando; haciendo que todo el planeta esté conectado entre sí gracias al panorama online. Este fenómeno lo hemos podido ver reflejado en todos los estratos de la sociedad: desde el ámbito laboral hasta el académico. Debido a ello, es importante conceder un especial interés a ciertos recursos legales que, como las traducciones juradas, sirven para que nos sea más sencillo aprovechar este fenómeno social del que hemos sido testigos.

Qué son las traducciones juradas

Antes de nada es importante definir qué son exactamente las traducciones juradas y por qué no tienen nada que ver con las herramientas online como el Google Translator. Si atendemos a los servicios que prestan en despachos como Juridiomas, pronto nos percatamos de que el objetivo de este trabajo no es solo cambiar el idioma de un texto, sino también otorgarle validez legal.

Para que una empresa pueda llevar a cabo traducciones juradas al inglés (o cualquier otra lengua) debe contar con la autorización del Ministerio de Asuntos Exteriores de España. Un certificado oficial que se emite a aquellos profesionales especializados en diferentes áreas documentales, garantizando así que lo que se dice en un texto es lo mismo que lo que pone en el traducido.

Así pues, cuando busques agencias de traducción jurada al inglés, algo muy común en diferentes casos que analizamos a continuación, hazlo comprobando de antemano si cuentan con este título acreditativo. Juridiomas asegura que así sucede y, gracias a su larga experiencia de casi 20 años, ya son muchas las personas que se han beneficiado de este tipo de servicios.

Usos comunes de las traducciones juradas

Ahora bien, debes saber que no siempre es necesario emitir traducciones juradas, sino que en ocasiones es posible que te valga con una estándar. Entonces, ¿cuándo es fundamental acudir a despachos como el de Juridiomas? Bien, siempre que se necesite emitir validez legal en algún trámite que vamos a llevar a cabo en el extranjero. Razón por la que es muy probable que requieras de este tipo de servicios en algún momento de tu vida.

El inglés es la lengua universal por excelencia, por lo que son muchos los países que pueden pedirte documentos en este idioma. En este sentido destacan algunos como Reino Unido, Irlanda, Estados Unidos, Sudáfrica o Nigeria. Si te diriges a organismos oficiales en estas regiones, tendrás que hacer una traducción jurada.

Asimismo, es posible que te pidan este sello de validez legal en centros académicos si vas a estudiar fuera de España, en puestos de trabajo a los que estés aspirando o incluso en tratos comerciales con socios extranjeros. Son muchas las hipótesis que se pueden llegar a plantear; por lo que es importante tener presente quiénes son los mejores profesionales.

Traduce tus documentos a cualquier idioma

Si bien es cierto que hasta el momento hemos estado hablando de traducciones juradas al inglés, este servicio es extrapolable a cualquier otro idioma. De hecho, en Juridiomas trabajan con traductores especialistas en un amplio abanico de lenguas, quienes suelen ser nativos de la zona en cuestión. En consecuencia, en un solo despacho encontrarás el servicio perfecto para tus necesidades; recibiendo en el proceso un trato impecable.

Alemán, francés, árabe, rumano, ruso, portugués, neerlandés, polaco, catalán… Las posibilidades son inmensas. Casi no hay ningún lugar en el mundo que sea inaccesible para estudiar, trabajar o comerciar; motivo por el que en esta agencia han abogado por la versatilidad lingüística.

Así pues, todo lo que debes hacer es ponerte en contacto con dicho despacho, enviar el documento que quieres traducir y esperar a que te contesten con el presupuesto total y los plazos de entrega. Unos plazos que pueden variar entre días o semanas según la dificultad del texto. Sea como sea, el resultado es siempre el mismo: una traducción jurada 100% legal.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Contiene enlaces a sitios web de terceros con políticas de privacidad ajenas que podrás aceptar o no cuando accedas a ellos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Configurar y más información
Privacidad